La especialización es la clave del éxito

Especializado exclusivamente en Derecho Laboral para empresas y trabajadores

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on print
Imprimir

El descanso semanal del trabajador

Todos, como trabajadores, por lo general tememos que lleguen los lunes, y en algunos casos hasta el domingo por la tarde… y todos esperamos con muchas ganas la llegada del fin de semana para descansar, para estar con los nuestros y para pasar nuestras horas merecidas de descanso, pero desde el punto de vista del Derecho Laboral, el famoso “finde” tiene unas características y una regulación que vamos a tratar de explicar en este nuevo artículo:

¿Qué es el descanso semanal?

En cuanto a su duración y distribución, los trabajadores tienen derecho a un descanso ininterrumpido de una duración mínima de día y medio a la semana, que como regla general, debe comprender la tarde del sábado o en su caso la mañana del lunes, y el domingo completo.

Este tiempo de descanso puede distribuirse acumulándolo por periodos de hasta catorce días.

Los trabajadores no pueden disponer de este tiempo de descanso ni renunciar al mismo, aunque se hayan pactado mejoras, según sentencia del TSJ del País Vasco de 23.10.01, aunque si bien es posible disfrutarlo en otro momento de la semana, si existe una distribución irregular de jornada.

De hecho, son indemnizables los perjuicios causados por el incumplimiento del derecho de los trabajadores a su descanso semanal de día y medio real y efectivo.

El descanso semanal en domingo y la religión.

El reconocimiento del domingo como día festivo, se ha asumido por el estado español, y se encuentra pactado en el acuerdo con la Santa Sede, sin embargo, los Tribunales han dejado claro que la coincidencia en domingo del descanso semanal obedece a una razón de tradición y no religiosa. Ello concuerda con el planteamiento de que la empresa no está obligada a adaptar su organización y horario a los derechos individuales de pensamiento y libertad religiosa de sus trabajadores.

Esto último significa que no hay derecho a un trato diferenciado en el ámbito laboral por estos motivos, y una ausencia al trabajo por esta causa puede considerarse un despido procedente, como así han señalado nuestros Tribunales.

Espero haber aclarado dudas al respecto, y si necesitas un abogado laboralista en Madrid para resolver estas u otras dudas, contacta conmigo y estudiaré tu situación para ofrecerte la mejor solución legal a aplicar.

Deja un comentario

      He leido el Aviso legal y acepto la Política de privacidad *

Sus datos personales serán tratados por SANTIAGO SATUÉ GONZÁLEZ como responsable de la web www.santiagosatue.com La finalidad es gestionar el alta a esta suscripción. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos enviando un email a santiagosatue@icam.es así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control, la Agencia Española de Protección de Datos (www.aepd.es) Puedes consultar la información adicional y detallada en nuestro aviso legal y política de privacidad

Usamos Cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio y para obtener datos estadísticos. Más información en nuestra Política de Cookies   
Privacidad