Reducción de jornada y cotización a la Seguridad Social | Santiago Satue | Abogado Laboralista Madrid | Seguridad Social | Despido Improcedente

En el artículo de hoy, planteamos otra de las cuestiones que a los abogados laboralistas se nos presentan en los casos de reducción de jornada, pero relacionada, en este caso, con las consecuencias que estas situaciones tienen en el ámbito ya no del derecho laboral, sino de la Seguridad Social.

Una pregunta que se nos formula es por cuánto se cotiza en estos supuestos, es decir, cómo afecta a futuras prestaciones de la Seguridad Social la reducción proporcional de salario que se lleva a cabo.

Vamos a analizarlo desde el punto de vista de la reducción de jornada por cuidado de hijos, personas con discapacidad y de familiares, recogida en el artículo 37.6 del Estatuto de los Trabajadores, y que son las más frecuentes en las consultas que se nos formulan. El citado artículo establece:

“Quien por razones de guarda legal tenga a su cuidado directo algún menor de doce años o una persona con discapacidad que no desempeñe una actividad retribuida tendrá derecho a una reducción de la jornada de trabajo diaria, con la disminución proporcional del salario entre, al menos, un octavo y un máximo de la mitad de la duración de aquella.

Tendrá el mismo derecho quien precise encargarse del cuidado directo de un familiar, hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad, que por razones de edad, accidente o enfermedad no pueda valerse por sí mismo, y que no desempeñe actividad retribuida”.

Para el supuesto de reducción de jornada por cuidado de menor de 12 años, las normas de cotización a la Seguridad Social establecen que la cotización se efectúa en función de las retribuciones que perciban sin que, en ningún caso, la base de cotización pueda ser inferior a la cantidad resultante de multiplicar las horas realmente trabajadas en el mes a que se refiere la cotización por las bases mínimas horarias establecidas para los trabajadores a tiempo parcial. Esto lo establece así el artículo 43 de la Orden TMS/83/2019 de 31 de enero, que señala:

“En el caso de trabajadores y empleados públicos que, en virtud de lo dispuesto en el artículo 37 del texto refundido de la Ley del Estatuto de los Trabajadores, en el artículo 30 de la Ley 30/1984, de 2 de agosto, de Medidas para la Reforma de la Función Pública, y en los artículos 48 y 49 del texto refundido de la Ley del Estatuto Básico del Empleado Público, aprobado por el Real Decreto Legislativo 5/2015, de 30 de octubre, realicen una jornada reducida con disminución proporcional de sus retribuciones, la cotización se efectuará en función de las retribuciones que perciban sin que, en ningún caso, la base de cotización pueda ser inferior a la cantidad resultante de multiplicar las horas realmente trabajadas en el mes a que se refiere la cotización por las bases mínimas horarias señaladas en el artículo 37.1 de esta orden”.

No obstante, las cotizaciones realizadas durante los 2 primeros años del período de reducción de jornada por cuidado de menor se computan incrementadas hasta el 100% de la cuantía que hubiera correspondido si se hubiera mantenido sin dicha reducción la jornada de trabajo, y todo ello en base, entre otras normas de este ámbito, a la disposición transitoria 7ª de la Ley Orgánica de Igualdad y a la disposición transitoria segunda del Real Decreto 295/2009, de 6 de marzo, por el que se regulan las prestaciones económicas del sistema de la Seguridad Social por maternidad, paternidad, riesgo durante el embarazo y riesgo durante la lactancia natural.

Dicha cotización se entiende así realizada solamente a efectos de las prestaciones por jubilación, incapacidad permanente, muerte y supervivencia, maternidad y paternidad.

Para el supuesto de reducción de jornada por guarda legal de una persona con discapacidad o por cuidado directo de un familiar, hasta el segundo grado por consanguinidad o afinidad, que por edad, accidente o enfermedad no pueda valerse por sí mismo, el incremento viene referido solamente al primer año.

¿Cómo reducir jornada y no reducir cotizaciones?

Pues en este caso hay una posible solución, pero pagando. En concreto, pagando el convenio especial a la Seguridad Social.

Otro día hablaremos más en detalle del “apasionante mundo” del convenio especial a la Seguridad Social, pero para quien no lo conozca, tal y como lo define la propia Secretaría de Estado de la Seguridad Social es “un acuerdo suscrito voluntariamente por los trabajadores con la Seguridad Social para poder generar, mantener o ampliar el derecho a prestaciones de la Seguridad Social. El trabajador tiene en estos casos la obligación de pagar las cuotas a la Seguridad Social”.

Haciendo click en este enlace podréis obtener más información al respecto, en la revista de la Seguridad Social

Los trabajadores que por cuidado de un menor de 12 años, de una persona con discapacidad o de un familiar, hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad, que por razones de edad, accidente o enfermedad no pueda valerse por sí mismo, reduzcan su jornada de trabajo pueden suscribir este convenio especial, siendo la base mensual de cotización la diferencia entre las bases correspondientes a la reducción de jornada y la de cualquiera de las bases elegida por el trabajador entre las fijadas en la regulación del convenio especial.

La cotización a completar es la que corresponde a las contingencias de jubilación, incapacidad permanente y muerte y supervivencia, derivadas de enfermedad común o accidente no laboral.

Lógicamente, no puedes suscribir este convenio en los períodos de reducción de jornada en los que las cotizaciones se computen incrementadas hasta el 100% de la cuantía que hubiera correspondido, si la jornada de trabajo se hubiera mantenido sin dicha reducción.

Espero que con estas breves notas, haber conseguido aclarar un poco este tema.

En nuestro despacho contamos con amplia experiencia en derecho laboral; si necesitas ayuda de un abogado laboralista en Madrid, ya seas empresa o trabajador, en temas de despido, excedencias, reclamaciones de cantidad, Seguridad Social etc., contacta conmigo y estudiaré tu situación para ofrecerte la mejor solución legal a aplicar.

(Foto de pasja1000 obtenida en Pixabay)

En este blog se ofrece una visión general y orientativa de los asuntos que son tratados, no constituyendo la misma asesoramiento jurídico. Declinamos cualquier responsabilidad sobre decisiones que puedan adoptarse basadas exclusivamente en su contenido. Para realizar un estudio de su asunto, póngase en contacto con nosotros a través del formulario de contacto.

Comentar

He leído y acepto la Política de privacidad

Sus datos personales serán tratados por SANTIAGO SATUÉ GONZÁLEZ (SANTIAGO S. G.) como responsable de la web www.santiagosatue.com

La finalidad es gestionar tu petición o consulta y recibir envíos comerciales si nos das tu consentimiento. Legitimación: Consentimiento del interesado. Tus datos no serán cedidos a terceros.

Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Host-Fusion.com como proveedor del servidor de alojamiento web, servicios ubicados en España.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos enviando un email a santiagosatue@icam.es así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control, la Agencia Española de Protección de Datos. Puedes consultar la información adicional y detallada en nuestro aviso legal y Política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.